Saltar al contenido

Conoce los tipos de aguas residuales

Las aguas residuales se clasifican por su procedencia. Cada tipo de agua residual necesita un tipo concreto de tratamiento acorde a sus parámetros. Es muy importante saber qué tipo de agua residual tenemos que tratar para elegir un método de tratamiento adecuado.

 

Tipos de aguas residuales según su procedencia

Aguas residuales asimilables a domésticas

Estas aguas engloban todas las aguas desechables que vertemos en nuestra vivienda. En ella se pueden encontrar aguas negras (materia fecal, orines), aguas grises (ducha, bañera, lavaplatos) y aguas de limpieza (aguas con productos de limpieza domésticos). Todas estas aguas mezcladas son las que salen de nuestra vivienda hacia el sistema de alcantarillado o sistema de tratamiento adecuado. Recuerda evitar tirar toallitas húmedas al wc, ya que puede provocar obstrucciones.

Aguas residuales de procedencia industrial

Son las que vierten las diferentes empresas de sus procesos de producción. En estas aguas no están incluidas las aguas asimilables a domésticas. Por lo que en este tipo de casos nos encontramos con dos tipos, las asimilables a domésticas (wc, duchas) y las aguas de procedencia industrial (procesos industriales). Estos dos tipos de agua residual deben tratarse por separado debido a su diferente composición. Por lo que es muy probable que las industrias tengan un sistema de tratamiento para las aguas asimilables a domésticas y otro para las industriales.

Aguas residuales de procedencia agrícola

Otro tipo que son las que proceden de las explotaciones agrícolas en las zonas rurales. Estas aguas son las que se vierten en granjas. Proceden de la mezcla entre residuos fecales de animales junto con las aguas de procesos de cultivo y/o ganadero. Estas aguas llevan un factor contaminante llamado «purines» (materia fecal animal). Normalmente, este tipo de aguas deben almacenarse para su posterior tratamiento por empresas especializadas.

Aguas residuales urbanas

Las encontramos la mezcla de varios tipos de aguas residuales. En este tipo de aguas residuales encontramos todas las aguas que se conducen a las EDAR (Estación Depuradora de Aguas Residuales). Por lo que están englobadas tanto las aguas residuales asimilables a domésticas como las aguas residuales de procedencia industrial. También hay que añadir a este tipo de agua la escorrentía pluvial ya que todas ellas habitualmente se recogen en un sistema colector único.

Aguas residuales blancas

Son las aguas que proceden de efectos meteorológicos. Pueden proceder de la lluvia, de la nieve, de la niebla o del hielo. Pero también pueden proceder de riego y limpieza de jardines, parques, zonas verdes, calles, etc…

Hoy en día este tipo de aguas se están sacando de la red única de alcantarillado ya que con su volumen pueden saturar los sistemas existentes y hacen funcionar mal las EDAR (Estación Depuradora de Aguas Residuales). Un sistema muy común que se utiliza es la infiltración al terreno. Aquí entran los denominados SUDS (Sistemas Urbanos de Drenaje Sostenible).

 

 

Como podéis ver, tenemos un amplio abanico de aguas, cada una con sus características y procedencias. Es muy importante identificarlas correctamente para no equivocarnos a la hora de elegir un sistema de tratamiento o el lugar de vertido de las mismas.

deagua os recuerda que siempre que tengáis que verter cualquier tipo de agua residual debéis pedir el permiso correspondiente al ente regulador de vuestra zona (ayuntamiento, mancomunidad, Confederación Hidrográfica, etc…)

 

¿Te ha servido este artículo para conocer los diferentes tipos de aguas residuales que existen? Pues déjanos un comentario o contacta con nosotros. Estaremos encantados de recibir tu mensaje!

 

 

Publicado enAguas residuales

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.